Los presidentes de Asempal, José Cano García, y de la Cámara de Comercio de Almería, Diego Martínez Cano, insisten en que el AVE-Corredor Mediterráneo no puede sufrir ningún retraso más y piden que se respete el calendario establecido para la llegada de la Alta Velocidad a Almería en 2023.

Ambos presidentes han mostrado su preocupación porque, a punto de estrenar el mes de agosto, no se tienen noticias sobre los tramos que estaban programados y que deberían haberse licitado el pasado mes de junio.

Rio Andarax-Nijar, Nijar-Los Arejos, Pulpí-Lorca, Lorca-Sangonera y Sangonera-Nonduermas, tramos que fueron prelicitados en el Diario Oficial de la UE en el mes de marzo con el objetivo de reducir plazos por el anterior Ejecutivo, están aún pendientes de licitación, sin respuesta ni señal alguna de las razones por las que se ha originado este retraso.

En ese sentido, han recordado que se han ido sucediendo cada semana las reuniones del Consejo de Ministros sin que las licitaciones de estos tramos hayan sido incluidas por lo que confían en que puedan figurar en el orden del día del primer Consejo del mes de septiembre.

Para ambos dirigentes empresariales, esta realidad “rompe” el cronograma diseñado para la llegada del AVE a Almería en 2023 y genera un escenario de  incertidumbre para la provincia ya que es una infraestructura esencial para su economía y plantear cualquier retraso o modificación condenaría su futuro.

En este sentido, subrayan que “llevábamos demasiados años de retraso y ahora que teníamos fechas y proyectos comprometidos, nos encontramos con esta situación, por ello es clave que se cumplan los plazos para que se inicien las obras este mismo año, tal y como estaba programado”.

Los presidentes de la Cámara y de Asempal, que remitieron hace semanas una carta al ministro de Fomento, José Luis Ábalos, solicitándole una reunión institucional para conocer de primera mano los planes y actuaciones del Ministerio respecto a Almería, se muestran, no obstante, expectantes y confiados en que  este encuentro se produzca lo antes posible y el resto de los tramos del AVE Almería-Corredor Mediterráneo siga su curso conforme a la planificación e inversiones previstas.