+34 950 62 10 80 asempal@asempal.es

​La Confederación Empresarial de la Provincia de Almería, Asempal, ha celebrado hoy la jornada “Desalación y Energía, aliados estratégicos en el sector del agua”, en la que se ha puesto en valor el potencial de la interacción entre desalación y energía para lograr la seguridad hídrica en nuestra provincia.

La jornada técnica se ha cerrado con un gran éxito de asistencia, reuniendo a casi un centenar de empresas, ingenierías, profesionales del sector, regantes, instituciones públicas, universidad y centros de investigación.

Esta iniciativa se enmarca en un ciclo de jornadas sobre recursos hídricos no convencionales que ha programado para el primer semestre de este año la Comisión del Agua de Asempal, liderada por el empresario Antonio Pérez Vidal, que quiere ser un foro de conocimiento y análisis de temas relacionados con el sector del agua de forma trasversal y técnica.

En su intervención el presidente de Asempal, José Cano, ha hecho hincapié en el Agua como el problema más acuciante que tiene Almería y el desafío que supone aportar soluciones ante las predicciones científicas del cambio climático (disminución del recurso hídrico del 40% en el sureste a finales de siglo), del impacto social y económico que supondría no disponer de agua y atender las necesidades de una población que, en los últimos 10 años, ha crecido un 8% en la provincia. “Tenemos ante nosotros un reto crucial, garantizar el agua, y cuya solución pasa por sumar a los recursos de la naturaleza, los no convencionales como la desalación y la reutilización”

Por ello, “desde ASEMPAL queremos aportar datos y conocimientos de los que más saben de agua, fomentando el diálogo y la cooperación entre empresas, instituciones públicas y técnicos”. Por último, José Cano recordó que uno de los principales obstáculos que se encuentran las empresas son unas administraciones demasiado lentas, señalando la necesidad de reducir y agilizar trámites, simplificar procedimientos y planificar con antelación.

La primera ponencia ha sido la de Juan Carlos Gázquez, director adjunto de Cajamar Innova, la incubadora de empresas de alta tecnología en agua que acaba de lanzar su cuarta convocatoria para proyectos innovadores. Ha explicado el ecosistema de innovación de Cajamar al servicio de la eficiencia y la gestión sostenible del agua, detallando el impacto conseguido por los 62 startups de alcance nacional e internacional incubadas y aceleradas en el periodo 2021-2023, con más de 150 empleos creados.

Javier Alcántara, gerente de la Zona IV de Aguas de las Cuencas Mediterráneas, Acuamed, ha sido el encargado de la segunda ponencia en la que explicó las actuaciones que tiene previsto ejecutar Acuamed en la provincia de Almería, especialmente en las desaladoras de Campo de Dalías, Carboneras y Bajo Almanzora, describiendo con detalle tanto los trabajos de ampliación y mejora de eficiencia, los proyectos de las plantas fotovoltaicas para autoconsumo por cada desaladora y en redes de distribución, así como las mejoras tecnológicas que se implementarán.

La tercera ponencia ha corrido a cargo de Rafael Buendía, responsable de desalación Sacyr Agua, que habló sobre sistemas innovadores de desalación y equipos de recuperación de energía y tecnologías de membrana, en la que ha abordado diferentes aspectos como las ventajas e inconvenientes de las grandes familias de recuperadores de energía, los factores que afectan a las membranas o sus criterios de selección.

La última ponencia de la jornada ha sido la de Miguel Ángel Bofill, director Técnico de Domus Aqua Ingeniería, que abordó los bombeos fotovoltaicos y la integración de energías renovables en las desaladoras, detallando cómo identificar qué aplicación tenemos en una desaladora para poder seleccionar correctamente el bombeo fotovoltaico, las tipologías de bombeos que existen, exponiendo proyectos concretos.

Ha cerrado la jornada el presidente de la Comisión de Agua de Asempal, Antonio Pérez Vidal que ha puesto el foco en la labor que se quiere realizar desde la Comisión para poner en común y debatir los problemas que ocupan y preocupan a empresas y profesionales del sector y conocer las tecnologías y prácticas innovadoras que nos pueden hacer avanzar en eficiencia hídrica y energética. Resaltó que “en Almería tenemos un gran reto en el horizonte de 2027 que es, a grandes rasgos disminuir en un 60% el uso de recursos subterráneos y que se conseguirá duplicando la generación de recursos hídricos provenientes de desalación y triplicando los provenientes de regeneración de aguas residuales”.